CRÍTICA: EL CABALLERO OSCURO, LA LEYENDA RENACE

4
104

http://tumbaabierta.com/wp-content/uploads/2012/05/tumbaabierta_caballero_oscuro_leyenda_renace_batman.jpg

Género: Acción| Aventura | Thriller
País: Estados Unidos
Año: 2012
Duración: 164 mins.
Fecha de estreno Estados Unidos: 20 de Julio de 2012
Fecha de estreno España: 20 de Julio de 2012
Web: wwws.warnerbros.es/batman3

Dirección – Christopher Nolan | Guión – Christopher Nolan, Jonathan Nolan | Producción -Christopher Nolan, Charles Roven | Fotografía – Wally Pfister Montaje – Lee Smith | Música – Hans Zimmer

Reparto: Christian Bale (Bruce Wayne / Batman), Tom Hardy (Bane), Anne Hathaway (Selina Kyle / Catwoman), Gary Oldman (Jim Gordon)

Si este año hay una película en la que recaen las expectativas más elevadas de gran parte de la audiencia, esta es sin duda El caballero oscuro: La leyenda renace. Rematar una trilogía con dos de las películas de entretenimiento más celebras de la pasada década no es tarea fácil, aunque como es lógico todos esperábamos el as escondido en la manga de Christopher Nolan. Un increíble espectáculo audiovisual está más que asegurado, aunque el publico no encontrará mucho más que pirotecnia donde algunos necesitamos una historia bien contada y unos personajes algo más sólidos.

No les haré esperar más a los que buscan aún sorprenderse con las escenas de acción de la saga. Las persecuciones, peleas y escenas de devastación están a la altura y hay algún momento que otro de esos de dejar caer la mandíbula hasta el suelo. Me atrevería a decir que el sonido es el protagonista absoluto de la función, con una banda sonora que pone a prueba el espectro de bajas frecuencias que el ser humano es capaz de percibir sin que se le evaporen las vísceras. Visualmente no hay ningún momento desdeñable, aún siendo testigos del agotamiento de la formula para el director, tanto por la repetición de los planos de situación nocturnos como por la cámara al hombro en los momentos de mayor tensión. Siguen ganando por la mano las persecuciones de vehículos y en especial la bat-moto, concretamente conducida por Selina Kyle.

Si hay algo que destaca de todo la cinta es este nuevo personaje al que coloquialmente se conoce por Catwoman. Tanto su presentación como las pocas escenas en las que aparece nos hacen querer saber más a pesar de solo intuir que hay más que lo que se nos muestra. El trabajo de Ann Hathaway es soberbio y se echa en falta mucho más metraje de su personaje, pero lamentablemente estamos ante un clásico requerimiento de parte del productor de turno, ya que narrativamente no aporta demasiado.

Catwoman

Bane cumple con su cometido, logrando aquí presentar a un villano no solo más grande si no también con una voz más desagradable que la de Batman. Lo triste es que con la máscara que le cubre el rostro y lo mazacote que es, no hace más que recordarnos ese gran Joker que se sacó de la manga Heath Ledger y que hizo de El Caballero Oscuro lo que es. Aquí la amenaza es en proporción más grande, pero la de la segunda parte era mucho más terrorífica. Aquí se intenta aludir a esa indignación universal que nos une a los que no cohabitamos las capas más favorecidas de la sociedad, pero esa interesante idea ni se explora ni se utiliza para sacarle el rendimiento que habría sido de esperar.

El citado no es más que uno de los problemas que se encuentran en la narración del film, y que a modo de ver del que suscribe son los más preocupantes. Esta es una película de 164 minutos en la que se intenta abarcar material para alimentar sin problemas una miniserie de las largas. De esa manera encontramos personajes poco desarrollados o tramas que necesitan cierta expansión para poder respirar y que aquí se comentan brevemente. Por poner un ejemplo, la actriz Juno Temple aparece breves instantes para presentar un personaje del que poco nos cuentan y que seguramente tiene algo más de importancia allí donde acabó, en el suelo de la sala de montaje. Son muchos los momentos abruptos e inesperados que denotan unos tijeretazos inmisericordes con la única misión de mantener el metraje por debajo de las tres horas. Eso se nota y hace que se resienta el conjunto global del film, ya que muchas cosas quedan sin explicación a pesar de redundar en algunas otras sin necesidad.

Finalmente tenemos un primer acto deslavazado y poco atractivo, un nudo algo más esclarecedor en el que las escenas de acción parecen metidas con calzador y un desenlace con un giro que logrará el rechinar de dientes de más de alguno. ¿Es por ello menos espectacular esta nueva entrada? Evidentemente no, pero cierta parte de la audiencia llegará a casa con ganas de volver a ver Batman Begins para quitarse ese extraño sabor metálico de la boca.

4 COMENTARIOS

  1. Me parece a mi que no me voy a fiar de esta crítica en absoluto…
    Por muy mala que sea (que no lo es, segurísimo) dudo que se merezca esa nota.

    • Nota? Que nota? En rsta web no ponemos nota a lad peliculas. Las estrellas deo final drl articulo son para puntuarlo, pero no tienen que ver con la película.

  2. Yo creo, francamente, …
    Pues se veía venir, la campaña de expectativa, más, sí la comparamos con la de The Dark Knight, ha sido al principio, muy incipida y tacaña y luego, insulsa con sus posters tan clasicos, tan poco rompedores y subversivos como, es lo que esperabamos de TDN. Luego uno se pone a volver a ver TDN… y por más que le busque la vuelta, con la muerte del actor y la imposible sustitución de otro interprete para este personaje, ya esta claro, que era casí imposible, superar El Caballero Oscuro por esta misma saga, se podia intentar claro, pero lograrlo era muy díficil, TDN es casí un sociodrama de la anarquia que hace un analisis pesimista, tragico y tremendamente crítico de la ciudad contemporanea, de su sociedad y de la dramatica condición de quien quiera salvar a una ciudad, volverse un heroe, desde un estrado judicial, una oficina, una corniza, una patrulla, etc…
    Entonces, eso lastra a esta tercera parte, más si, creo que la misma productora impediria que esa especie de apologia al anarquismo y pesimismo que puede ser TDN, continue, buscando mayores limites y ahondando en el hecho de que las ciudades son un caso perdido, y que los heroes no bastan, ni de traje de corbata, ni enfundado es Kevlar, esa es una pocisión anti sistema que a Joliwood no le interesa. La veré, y no se puede pedirle más a Nolan, que siga con su carrera y que siga sorprendiendonos con nuevos personajes e historias.

    • ¿Apología del anarquismo? ¿Pero qué películas ves tú? Lo mismo te hizo gracia ver como el Joker quemaba billetes pero le recuerdo al personal que era El Malo de la Película.

      Viendo esta tercera parte queda bastante bien claro de qué pie cojea Nolan. La película es Pro-Sistema sin ningún tipo de dudas. Hay un claso posicionamiento conservador que no puede sorprender a nadie porque después de todo Batman siempre ha sido uno de los héroes reaccionarios por antonomasia.

      Y no me tiren de la lengua….

Comments are closed.