En 2010 veía la luz en España, en el marco del Festival Internacional de Cine Fantástico de Cataluña, la controvertida A Serbian Film, “una película serbia”, de Srdjan Spasojevic. Con tres sesiones programadas dentro de la Sección Oficial Fantàstic Panorama, que por primera vez aquella edición número 43 de Sitges contaba con una subapartado competitivo, solo se pudo efectuar la primera y acto seguido fueron canceladas las siguientes, tras la controversia que causó este título que llegaba tras su presentación en el Mercado y el Festival de Cine de Cannes y el American Film Market celebrado en Santa Mónica (California), además de la proyección en otros certámenes internacionales como el Fantasia de Montreal, donde fue reconocida como mejor película, y Fantasporto, donde consiguió el Premio Especial del Jurado.

Su artífice pretendía realizar una denuncia del modo de hacer cine en Serbia a través de la transgresión, y en nuestro país no se entendió de tal modo, ni se valoró como una obra de ficción, que en este caso abordaba el cine snuff, la pedofilia y la pornografía.

Vampir, de Branko Tomović

Más de una década más tarde, el Marché du Film de Cannes acogerá de la mano de la compañía francesa Reel Suspects un título también de producción serbia, y también de género fantástico, que en esta ocasión se sumerge en el cine de terror, la mitología y el folklore. Con “A Serbian Vampire Film” como eslogan, la publicación especializada Cineuropa ha descubierto en primicia el impactante cartel y el tráiler del largometraje Vampir, debut en la dirección del actor Branko Tomović, original de los Cárpatos serbios (aunque nacido en Alemania). El creador también firma el guion de la cinta y la protagoniza, junto a Gorica Regodić, Joakim Tasić y la veterana estrella del cine y la televisión de los Balcanes, Eva Ras (Love Affair).

Rodada en inglés, en localizaciones serbias, cuenta cómo tras presenciar un crimen en Londres y buscar un lugar donde esconderse por un tiempo, Arnaut (Tomović) recibe una oferta de trabajo por parte del encantador pero despiadado lugareño Vesna (Regodić) para cuidar de un cementerio en un pequeño y remoto pueblo. Pronto, Arnaut comenzará a tener visiones de pesadilla y recibirá varias visitas de la misteriosa anciana Baba Draga (Ras), quien le guiará a la oscuridad. Sólo el sacerdote de la aldea (Tasić) tratará de mantenerlo a salvo de las siniestras intenciones de los aldeanos.

Inspirada en los mitos populares sobre vampirismo en Serbia

En declaraciones de Branko Tomović, Vampirestá inspirada en esos mitos, supersticiones y elementos populares que rodearon los primeros casos reales de vampirismo en Serbia a principios de 1700”. “Ese fue el origen de los vampiros, algo que mucha gente no conoce. Nuestra película está ambientada en los tiempos modernos, pero quería mostrar un lado más misterioso de Serbia”. Por otro lado, aseguró, Vampir “también sirve como una alegoría de un niño inmigrante que fue criado en el extranjero y regresa al país de sus antepasados, donde se enfrenta a las costumbres locales, las tradiciones y la forma de vida, que son difíciles de aceptar al principio”.

El guionista y director, que creció entre Alemania y Serbia antes de marchar a estudiar interpretación al prestigioso Lee Strasberg Theatre Institute de Nueva York, y que hemos podido ver junto a Kiefer Sutherland, como el peligroso Belcheck en 24: Vive otro día (2014), o en la serie disponible en Netflix Perros de Berlín, se lanza con esta propuesta que se aleja de aproximaciones al mito vampírico comerciales, como la saga Crepúsculo o la serie True Blood, atreviéndose con un tono más adulto y oscuro.

En 2016, Tomović se estrenó en la dirección con el reconocido cortometraje Red, un thriller criminal sobre el tráfico de órganos, y despliega ahora sus alas con esta coproducción entre Reino Unido (Red Marked Films), Alemania (Vickermann Films) y Serbia (Dinaric Alps Productions).

Póster internacional de ‘Vampir’, obra del artista visual y cartelista de cine canario Daniel Fumero.
Póster internacional de ‘Vampir’, obra del artista visual y cartelista de cine canario Daniel Fumero.