Barcelona estrena en abril el certamen de cine artesanal CRAFT FILM FEST

0
488

La primera edición del Craft Film Fest tendrá lugar en los Cinemes Girona de Barcelona los próximos días 7, 8 y 9 de abril, y su organización ha desvelado tres títulos de su selección muy diferentes entre sí en temática pero de estética artesanal: la producción danesa Needle Boy, la polaca Rage y la española Smoking Club. En los próximos días se anunciará el programa completo. El público ya puede comprar sus entradas a través de la plataforma Verkami hasta el final de la campaña el 28 de marzo con un descuento que no encontrarán en taquilla.

Needle Boy

Dinamarca, Alexander Bak Sagmo, 2016, 80´

Perturbando a los ojos y la mente con escenas de sexo explícito, violencia y un desencanto helador, este debut elaborado visual y dramatúrgicamente, esconde mucho más detrás de su simbolismo artesanal.

El joven Nick tiene un oscuro plan, pero el destino se le anticipa y los compañeros, de los que planeaba vengarse, fallecen en un accidente de barco. Él es el único superviviente al llegar con retraso al viaje. Todos a su alrededor interpretan su extraño comportamiento como tristeza, pero la energía destructiva que no tuvo oportunidad de liberar debe salir. Lo que sigue son días autodestructivos y una exploración intensa de la alienación del hombre contemporáneo.

Lo más sobresaliente del film es el joven actor Nicklas Søderberg Lundstrom que nos ofrece una impresionante interpretación de Nick, se parece y actúa como un joven Christopher Walken, mientras el autodidacta y debutante director Alexander Bak Sagmo (1992) es un descubrimiento auténticamente “craft”.

Rage

Polonia, Michał Węgrzyn, 2017, 83’

En nuestras propias vidas a menudo los hechos suceden de manera aislada o fuera de nuestra acción directa, y Rage es la encarnación literal de este fenómeno.

Después de una breve discusión con su mujer y un intoxicante “entrenamiento” en el gimnasio con su mistress, Adam regresa a casa corriendo sus 15 kilómetros. Por el camino recibe una serie de llamadas: su jefe le ofrece un cargo de ensueño, su mujer descubre su affair y empieza a chantajearle; una conversación con su madre hace que Adam se cuestiones decisiones pasadas de su vida. Parece que unos auriculares durante una tarde de jogging puede cambiar el curso de su vida.

Graduado de la famosa DOP Department of the Film School en Lodz, el director Michał Węgrzyn demuestra destreza y autoconfianza desenvolviendo una compleja narrativa multicapa con una puesta en escena minimalista.

Smoking Club

España, Alberto Utrera, 2016, 80’

A finales de sus cuarenta Oscar abandona un trabajo seguro para montar un club de fumadores de marihuana con otra víctima del síndrome de Peter Pan, el ex-abogado Danny. Anuncian el club como “un área de libertad” donde uno puede evadirse del mundo exterior y dejarse llevar. Como esta regla resulta muy vaga, incluye 128 más que garantizan el buen funcionamiento del club.

Como un buen artesano, Alberto Utrera ha dominado las claves de las habilidades de rodaje como la grabación, dirección y producción. Smoking Club es su debut del que es también co guionista.