Nicolas Cage interpreta por primera vez al motorista fantasma en «GHOST RIDER: ESPÍRITU DE VENGANZA»

2097

John Blaze no es el único papel que tiene Nicolas Cage en Ghost Rider: Espíritu de venganza; también interpreta a Ghost Rider por primera vez. Así es, pues en el filme del 2007, Rider lo interpretaron varios especialistas cuyos rostros fueron sustituidos por la famosa calavera ardiente.

El director “Brian Taylor realmente quiso que nos adentráramos en el espíritu de sacrificio– para no perder jamás de vista el dolor del pacto inicial con el Diablo,” explica Nicolas Cage. “Por ello defendió que yo debía encarnar no sólo a John Blaze, sino también a Ghost Rider. Para Brian era importante que yo habitara el espíritu, Zarathos – él es el espíritu corrupto y caído de la justicia convertido en el espíritu de la venganza. Esto me abrió nuevas puertas ya que aunque anteriormente había interpretado más de un papel en la misma película, como en Adaptation (El ladrón de orquídeas), en esta ocasión encarnaba a un personaje que no era humano. ¿Cómo podría darle vida a un personaje así? Me resultó estimulante, y siendo sinceros la película se llama Ghost Rider: Espíritu de venganza, no se llama John Blaze. Ghost Rider es la estrella del filme.”

Pensamos que sería una gran oportunidad – cuentas con el increíble actor Nick Cage interpretando un papel doble: Johnny Blaze y Ghost Rider,” dice el otro codirector de la película, Mark Neveldine. “Creo que a él le encantó meterse en un alma oscura, lidiando con la adicción de este demonio que lo posee.”

Realmente lo consideramos como un papel doble – Ghost Rider no es Johnny Blaze,” afirma Taylor. “Johnny está controlado por el demonio Zarathos. Es algo completamente diferente. Así que Nick tuvo que imaginar ¿cómo es ese demonio y qué hace cuando está en el infierno? Ahora habita un cuerpo humano, ¿y eso cómo es? ¿Cómo camina? ¿Cómo se mueve?

Al volver a imaginar el personaje para la nueva película, Cage y los directores meditaron cómo representarían al espíritu demoníaco. “Brian y yo pensamos que sería como un faraón de la antigüedad; lo rodea un aura regia, y no es alguien con quien te puedas identificar” explica Cage. “Y también pensé en animales que pudieran servir de inspiración; tuve dos cobras como mascotas durante un tiempo y yo observaba cómo se movían y qué hacían cuando me daban la espalda. Si miras la parte trasera de una cobra verás un diseño que se asemeja a un ojo oculto. Empezaban a bailar y luego se giraban y de repente se lanzaban y mostraban sus colmillos. Esto se convirtió en un rasgo de Ghost Rider, esa especie de movimiento hipnótico que intenta adormecerte para atacarte seguidamente. Así, poco a poco fuimos creando una entidad que fuera totalmente diferente a todo lo que has visto anteriormente, y esperamos que asuste a la vez que entretenga a los espectadores.”

Aunque en la película los espectadores jamás verían el rostro de Cage como Ghost Rider, el actor llegaba al plató maquillado con el diseño que él mismo creó para la calavera, y además con lentillas que oscurecieron por completo su mirada.

Pero, ¿por qué crear un maquillaje tan elaborado cuando la cabeza de Cage sería sustituida por una calavera incendiada mediante animación por ordenador? Para Cage, el motivo era sencillo: para encontrar al personaje y para ayudar a sus compañeros de reparto a poder reaccionar a él.

Para mí Ghost Rider es un ángel caído,” prosigue el actor. “Puesto que no te puedes identificar para nada con él me resultó necesario mantener cierta distancia y representarlo con cierto temor. Cuando trabajas desde afuera para adentro, a veces resulta beneficioso creer o confiar en un personaje que espero estimule no sólo mi propia imaginación sino también la de mis compañeros de reparto – ellos saben que hay algo más en la habitación y que no es John Blaze, es un ser totalmente diferente.”

El estreno de Ghost Rider: Espíritu de venganza en España tendrá lugar el 24 de febrero.